English  Español  中文 —  Deutsch  Français  Italiano — 日本語  한국어  русский   Nederlands

Tras publicar una nueva experiencia, tendrás la posibilidad de incorporar mejoras que te ayudarán a estimular tu actividad a la larga. A continuación, te explicamos algunas estrategias que puedes utilizar al principio.

Empieza con tus amigos y familiares

Antes de publicar la experiencia, puedes probarla con amigos y familiares para saber cómo irá. Gracias a ello, sabrás qué aspectos puedes mejorar y contarás con la opinión de personas con las que tienes confianza.

Pide a los participantes que te den su opinión

Sean quienes sean las personas que se apunten a la experiencia, no olvides preguntarles qué les ha parecido en un momento que te parezca oportuno mientras estéis realizando las actividades o después de estas. Esto te permitirá mejorar cuestiones que no habrías podido descubrir de otra manera y ofrecer una experiencia más agradable y cómoda a las personas que se inscriban en el futuro.

Habla con otros anfitriones

Los anfitriones de experiencias son una gran fuente de información y pueden compartir contigo muchos consejos para ayudarte a mejorar tu experiencia. Para conocerlos, puedes asistir como participante a otra experiencia o a un encuentro para anfitriones de Airbnb, por ejemplo.

Hemos preguntado a algunos anfitriones con experiencia qué hicieron para que funcionaran sus actividades tras publicarlas y cómo las mejoraron. Estas han sido sus respuestas:

Habla con tus amigos y tu familia para que te den su opinión y prueba distintos precios para ver qué funciona mejor. Cuando des con el precio justo, la gente empezará a reservar y cuando corran la voz, te conocerán cada vez más personas.

—Travis, anfitrión de Find zen balancing rocks en San Francisco


Cuando empezamos, pedimos a nuestros amigos que reservaran la experiencia. Esto nos permitió saber qué opinaban, plantearnos la necesidad de cambiar los horarios para evitar las horas de calor del mediodía, empezar a ofrecer a los participantes algo de picar y crema de sol y entender que la demanda era más alta los fines de semana.

– Jessie y Thomas, anfitriones de The Hollywood Sign Hike en Los Ángeles


Cuando empecé a trabajar en esto, pedí a las personas de mi entorno (amigos de la familia y amigos de amigos) que se apuntaran a mis visitas guiadas por un precio reducido.

– Alexandra, anfitriona de Find peace amongst the gum trees and Hike to the city’s limit en San Francisco